"Nunca del Colorado al Atuel" dice la Fuchad

La Fundación Chadileuvú difundió una carta dirigida a "un diputado genio (Matías Traba) que le hace el juego a los intereses mendocinos y no es capaz de asesorarse con alguien que le aclare un poco las cosas", y advirtió que seguir pensando "en un canje de agua del Colorado al Atuel es un retroceso tremendo". La Fuchad advirtió que el empresario Julio Totero, referente del MID en Mendoza, presentó un proyecto para "trasvasar 3,2 metros cúbicos del río Colorado, desde la zona El Corcovo hasta Santa Isabel, y lamentó que "el diputado pampeano Matías Traba aprueba la propuesta", explica la Fuchad.

La entidad agregó que "el conflicto por el Atuel es simplemente el robo de aguas por parte de Mendoza con la complicidad del gobierno nacional" y recordó que al iniciarse el llenado de la represa El Nihuil "nuestro territorio se constituyó en un área de sacrificio. Perdimos el río, los humedales y la única posibilidad para desarrollar nuestro oeste".

El Colorado resulta "el último río aún no rapiñado por Mendoza. Cualquier cosa que le suceda sería gravísimo para las provincias de aguas abajo, entre ellas La Pampa, que depende absolutamente de su agua para consumo humano", agregó la entidad.

 Leer más...

"Cumbre en el oeste"

Ocurre que el miércoles 25 de Mayo, el Movimiento de Integración y Desarrollo (MID) celebró "una cumbre en Santa Isabel", con la pretensión de "comenzar a resolver de forma definitiva los problemas que comparten La Pampa y Mendoza". Encabezados por la máxima autoridad partidaria del país, Juan Pablo Carrique, estuvieron los pampeanos Leonardo Ananía, Matias Traba, Mario Vazquez y Elías e Irineo Hernández, junto al mendocino Julio Totero, entre otros dirigentes.
Según el informe partidario, durante el encuentro evaluaron "cuestiones que atrasan y demoran la integración y desarrollo de la región, entre ellos la inmemorial disputa judicial por el escurrimiento del rio Atuel, la construcción de Portezuelo del Viento y el reclamo por el pago de regalías por los Nihuiles". Además, el mendocino Totero "presentó un proyecto que permitirá a Santa Isabel contar con los tres metros cúbicos que hace años vienen postergàndose".

Finalizada la reunión, emitieron una "Declaración de Santa Isabel", donde reclaman que los gobiernos de ambas provincias "propicien canales de diálogo" y recomiendan una serie de acciones, entre ellas "elaborar emprendimientos que resuelvan la carencia de agua para mendocinos como pampeanos", "oganizar la integración física y productiva de la región", "avanzar con el análisis técnico y legal del proyecto minero Don Sixto en Agua Escondida (Mendoza, a 145 kilómetros de Santa Isabel)" y diseñar un "plan para provisión de agua y energía al noroeste de La Pampa que liberaría recursos para aplicar a la impermeabilización de la zona de riego aguas arribas del Atuel, renovando las condiciones para desjudicializar la disputa".
Otras propuestas "novedosas" del MID son "encontrar alternativas para superar y destrabar las disputas en torno a Portezuelo del Viento y su impacto ambiental, y poner fin a la disputa generada por el reclamo mendocino sobre pago de regalías hidroeléctricas por Los Nihuiles".Los desarrollistas también acordaron sostener nuevos encuentros para "generar mesas de estudio y análisis de los temas en común", convencidos de "la impostergable necesidad de que ambos gobiernos generen condiciones de diálogo" y propuesieron al MID como "fuerza política que articule" esos contactos.
 
Infórmese, diputado

"No debemos mezclar Atuel con Colorado, un viejo argumento mendocino prometiendo que cuando hagan el trasvase habrá agua para el Atuel. Es una picardía mentirosa y aprovechadora de Mendoza, que siempre trata de confundir los temas", aclaró la Fuchad. Y recordó una máxima de Edgar Morisoli:
"las deudas de agua se pagan con agua". Por eso "la deuda del Atuel debe solucionarse con agua de ese río", ratificó.
 
Además de reiterar el reclamo por el cumplimiento del fallo de la Corte Suprema de Justicia, la Fuchad consideró que "ante la crisis hídrica de los ríos cordilleranos producto del cambio climático, debe volverse a estudiar el Colorado para modificar o hacer un nuevo tratado que contemple la merma de caudales" y recordó que el rechazo a Portezuelo del Viento se basó en que "dicha obra fue pensada para un río con mucho mayor caudal".

Por idéntica razón, La Pampa debe oponerse "a cualquier trasvase, porque sacar agua del Colorado y sus afluentes haría peligrar los actuales aprovechamientos y la provisión para casi 300.000 pobladores".
Además de repudiar el proyecto, la Fuchad invitó "a sus autores a informarse y debatir públicamente estas ideas".
 
"Una bandera que agita el gobierno"

"En honor a la verdad, nos dimos cuenta de que los pampeanos no manifiestan dureza en su posición frente a Mendoza. Se trata más de una posición política del gobierno, que toma una bandera para decir Mendoza nos robó el Atuel, como rezan algunos carteles colocados en las rutas", afirmó Julio Totero. El empresario mendocino estuvo en la "cumbre del MID" celebrada en Santa Isabel, donde comprobó que "la mayor parte de los pampeanos quieren solucionar los problemas con Mendoza, que además del río Atuel incluyen cuestiones limítrofes, la obra de Portezuelo y las regalías mal liquidadas de Los Nihuiles".

Al regresar de su visita al oeste pampeano, Totero fue entrevistado por el diario San Rafael, donde explicó que "como los gobiernos de Mendoza y La Pampa no tienen diálogo, la conducción nacional del MID junto a referentes de Mendoza, La Pampa y Buenos Aires concretamos una reunión para ver qué piensan los pampeanos y acercar a las partes".

Y fue asì que de Santa Isabel "nos trajimos una sensación diferente, porque los pampeanos quieren resolver esta cuestión. Es el gobierno de La Pampa quien toma este conflicto como una bandera política para ganar votos y enardecer al electorado", afirmó. En cambio, el MID propone "dialogar entre las provincias y después acordar proyectos", entre ellos "una iniciativa desarrollada por un ingeniero civil y un geólogo mendocinos, para tomar agua de El Corcovo (tramo mendocino del Colorado) y llevarla hasta Algarrobo del Aguila".
 
Los pampeanos, según Totero

El agua correría por gravedad por lo cual resultaría "una obra menor, que costaría entre 40 y 50 millones de dólares, con la posibilidad de generar energía en Algarrobo del Aguila, donde hay un salto de 25 metros que permitiría generar hasta 1,5 megavatios". "Le llevamos a los pampeanos este proyecto, que podría solucionar el juicio que La Pampa le ganó a Mendoza y cobrarnos al menos tres de los 34 metros cúbicos que nos debe el río Grande, que es agua mendocina que va a parar el Río Colorado", añadió.

A su regreso de La Pampa, Totero se mostró convencido de que "el gobierno pampeano se ha encargado de enemistar a los pobladores de ambas provincias, sin tener en cuenta que desde Punta del Agua les enviamos agua de primera calidad sin cobrarles. Y la gente de La Pampa no tiene la menor idea.

También sabemos que el Atuel no traerá más agua y que en el trayecto hasta Santa Isabel se pierden por infiltración dos tercios del caudal", reflexionó.

La Arena. 28/05/22

Potasio Río Colorado Sin estudio de impacto ambiental

Leer más...El proyecto minero Potasio Río Colorado está asentado en el paraje "Pata Mora", muy cerca del límite con Neuquén, y a unos 300 kilómetros de la ciudad de Malargüe. Básicamente, la explotación se realiza por disolución, un método que consiste en inyectar agua a elevada temperatura sobre la capa de sales para disolverlas y luego extraerlas mediante bombeo. Luego del secado se obtienen una mezcla de cristales minerales que pasa al proceso final de separación y purificación. Su único residuo son cristales de cloruro de sodio, que podrían reinyectarse en las cavidades subterráneas.
 
La mayor preocupación de las organizaciones ambientales, compartida por La Pampa y las restantes provincias que interan el Coirco, es que esa explotación utilizará grandes volúmenes de agua del río Grande, en el tramo superior del río Colorado, afectando a las poblaciones ribereñas aguas abajo. Según las estimaciones, en su etapa inicial la mina demandaría unos mil litros de agua por segundo para funcionar y por ese motivo nuestra provincia rechaza la explotación.

En agosto de 2010, a instancias de una presentación formulada por La Pampa, el Defensor del Pueblo recomendó "a la Secretaría de Ambiente de la Nación que se expida en el análisis de los impactos ambientales integrales, acumulativos e interjurisdiccionales del emprendimiento minero Potasio Río Colorado, y que intervenga en las Evaluaciones de Impacto Ambiental de aquellos emprendimientos de similares efectos ambientales interjurisdiccionales a través de la constitución de un Comité de Evaluación con las autoridades ambientales provinciales y con el Consejo Federal de Medio Ambiente".
 
Riesgo ambiental.
A fines del año pasado, cuando Suárez anunció la reactivación del proyecto, el diputado nacional Martín Berhongaray (UCR), insistió con un nuevo proyecto que rechaza la reactivación de Potasio Río Colorado. "Faltan estudios y explicaciones oficiales que despejen las preocupaciones que genera", argumentó.
 
Fue la tercera iniciativa del pampeano, quien ya había reclamado una nueva Evaluación de Impacto Ambiental para mensurar cómo afectaría en la cuenca del río Colorado la utilización de agua del río Grande. En este último proyecto, Berhongaray reclamó "al Poder Ejecutivo Nacional que arbitre los mecanismos conducentes a fin de garantizar que se repita el cumplimiento de todas las acciones, procedimientos e instancias exigidas por la legislación nacional para la aprobación ambiental del nuevo proyecto minero".

La Arena.    26/05/2022

Los HUMEDALES de los que nadie habla

Leer más...El libro El mapa de las Pampas, del cartógrafo Ramiro Martínez Sierra, incluye un mapa del siglo XVII en el que aparece lo que es hoy la zona central de la provincia de La Pampa. Sobre el río Chadileuvú, actualmente desecado, campea esta inscripción: “Paso por donde entran todos los indios a las Pampas”.

A más de tres siglos de distancia esa indicación resulta sorprendente ya que está aludiendo a un frente fluvial de unos 300 kilómetros y, por más que estuviera constituido por un río de alrededor de 200 metros cúbicos por segundo de caudal medio, en semejante distancia debería haber al menos otro paso.

La explicación de esa aparente incongruencia radica en que a partir de la ribera occidental del río, aproximadamente en el tramo que media entre las actuales localidades de Santa Isabel y Puelches, el Chadileuvú constituía un inmenso bañado que, junto con su último afluente –el río Atuel— conformaba un humedal del orden de los 5 mil kilómetros cuadrados inserto en plena franja árida pampeano-patagónica.

Acualmente ese lugar –Tragaltué o Paso del Noque— es apenas una referencia topónimica lugareña, donde una depresión reseca marca lo que otrora fuera el cauce del río, que hace más de tres décadas que no escurre.
¿Qué pudo llevar a semejante situación, a todas luces llamativa, por no decir asombrosa?
 
Un río amputado

Hasta fines del siglo XIX y comienzos del XX esos humedales, y sus similares de aguas arriba en la misma cuenca –la mayor de las íntegramente desarrolladas en el país— fueron tierras de promisión hasta que los intereses económicos de la región de Cuyo, aprovechando la indefensión política del Estado pampeano en su condición de territorio nacional, desecaron más de medio millón de hectáreas abiertas a la agricultura, ganadería y aún pesca, desertificándola al suprimir el agua fluvial que la alimentaba y condenando a la desertificación y el despoblamiento a toda una región antes próspera. La diáspora poblacional se estima en alrededor de 4 mil personas para la época. En la actualidad, con todo el apoyo oficial a los pobladores supervivientes, el número de habitantes redondea la misma cifra. Valga como indicativo que, de acuerdo con el coeficiente de crecimiento vegetativo estimado por la Unesco, la zona debería tener en la actualidad unos 70 mil habitantes.        No se puede creer que no hubo tiempo de estudiar y armonizar ese desastre ecológico: desde los primeros desvíos fluviales ha trascurrido más de un siglo, y 75 años desde la concreción de las obras hidráulicas que sellaron este absurdo al desarrollo nacional.                                        

La postergación de un instrumento legal aparentemente inofensivo como lo es la Ley de Humedales, a poco de analizarse demuestra las prevenciones a futuro que tienen los grandes intereses, fundamentalmente inmobiliarios, y su tremenda presión sobre los poderes públicos, demostrados por el tiempo transcurrido sin que se pueda llevar el tema al recinto legislativo. De hecho la negación aparece —cuanto menos— como una hipocresía del gobierno nacional, que usó el tema como bandera en la campaña electoral, empalmándolo con enunciados acerca del cuidado del planeta y los riesgos ecológicos que lo acechan.                            

Se trata básicamente de la conservación y manejo de los humedales, considerándolos como un elemento muy importante integrado al funcionamiento del ambiente.

Patrimonio natural                                    

La integrante de uno de los colectivos defensores de estos accidentes geográficos explica claramente en qué consiste: “Un humedal es "un tipo particular del ecosistema", que se caracteriza "por la presencia de un suelo fundamentalmente hídrico, no drenado" y que "se mantiene saturado de agua de manera temporal o permanente". Posee una fauna y una flora que le son propias. Constituyen un "patrimonio natural que vale la pena preservar en términos de calidad ambiental" por muchísimas razones: son reguladores de temperaturas, morigeran los efectos de las inundaciones, retienen excedentes hídricos y atenúan los efectos de sequías prolongadas. Tienen la capacidad de disminuir el potencial erosivo de las tormentas y de estabilizar las líneas de costa. También, una función depuradora, ya que contribuyen a mejorar la calidad del agua para el consumo y la producción. Fundamental: secuestran dióxido de carbono, responsable directo del calentamiento global.”

Son muchos –más de un centenar y medio— los países que, comprendiendo la importancia de los humedales han tomado conciencia de una conservación racional de los mismos, que incluye un aprovechamiento adecuado y armónico con otros intereses. En conjunto conforman una organización muy prestigiosa –Ramsar— la pertenencia a la cual no implica ninguna pérdida de soberanía, algo que evidencia el número de países integrantes. En toda la Argentina, hay solamente dos estados provinciales con esa pertenencia: La Pampa es uno de ellas, con más de medio millón de hectáreas antaño pobladas y hoy integradas a la franja desértica del país

* por Walter H. Cazenave, Doctor en Geografía Física.

PAGINA12.COM.  28/04/22

Cooperativas mendocinas meten presión por el trasvase del río Grande al Atuel

Leer más...Productores cooperativos de San Rafael y General Alvear manifestaron su preocupación ante la "falta de agua" y la "importancia de realizar el trasvase" en el sur mendocino. El temor en La Pampa por los efectos sobre el río Colorado.
 
Más de 100 productores de diferentes cooperativas de Alvear y San Rafael, Mendeoza, se reunieron en el Club Los Campesinos, ubicado en San Rafael, para reclamar el trasvase del río Grande al Atuel.

La convocatoria, realizada por la Asociación de Cooperativas Vitivinícolas, fue con la premisa de que la mayoría de los asistentes tuvieran la oportunidad de manifestar sus inquietudes relacionadas con "la crisis hídrica" en esa región mendocina y "la utilidad" que se le puede dar a los fondos (U$S 1.023.362.922), que quedarán disponibles de truncada represa hidroeléctrica Portezuelo del Viento.

La oposición de La Pampa al trasvase se sustenta en que el río Grande es tributario del Colorado, es decir, es un afluente de la principal fuente de agua potable que tiene la provincia.

El pasado 15 de octubre de 2021, los representantes pampeanos -junto a los pares bonaerenses y rionegrinos- pidieron en el Comité Ejecutivo del Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (COIRCO) que la provincia de Mendoza informe sobre los pasos que, según confirmó, dará para avanzar en la obra del trasvase del río Grande al Atuel en su territorio.

Esa pretensión mendocina confirma los temores pampeanos: la intención de Mendoza de sacar agua de la cuenca del Colorado para introducirla en el Atuel, el río que desde hace décadas la provincia vecina le robó a las poblaciones ribereñas pampeanas.

"Obra estratégica"
Según publicó el diario Los Andres, en el encuentro que se concretó el viernes pasado en San Rafael estuvieron presentes productores y dirigentes de las Cooperativas de Goudge, Sierra Pintada, Rama Caída, Real del Padre, Algarrobo Bonito, General Alvear y El Cerrito.

“Tenemos la necesidad de trabajar junto con los organismos públicos para desarrollar un plan a corto, mediano y largo plazo para mejorar el uso y la distribución del agua. Hay que tener una hoja de ruta en lo inmediato. Una posibilidad para esto es realizar el Trasvase del Río Grande al Atuel, ya que es una obra estratégica para hacer frente a la sequía y a su vez darle un impulso y desarrollo a los tres departamentos del oasis Sur”, le dijo a los presentes Nicolás Vicchi, subgerente de ACOVI.
Los Andes también dio a conocer que "los productores consultaron sobre los beneficios que brindaría la realización del Trasvase, a lo que el ingeniero agrónomo Daniel Massi explicó algunos aspectos positivos de la obra, la cual podría realizarse con los fondos de Portezuelo del Viento".

“Hay beneficios de todo tipo, por ejemplo turísticos, en la zona embalse de Estrechura, Los Morros, Infiernillo, Cañón del Atuel y demás. En lo que a energía se refiere, generaría 1400 Mwh, contra 890 que plantea Portezuelo. A su vez ampliaría las zonas de riego en Malargüe, modernizaría el riego en San Rafael y Alvear, por ende todo esto daría paso a un gran desarrollo de la zona y su matriz productiva”, añadió Massi.

El diario mendocino informó que sobre el final de la jornada, Nicolás Vicchi -acompañado por productores y presidentes de las cooperativas- visitaron al intendente interino de San Rafael, Paulo Campi. Allí le transmitieron "las preocupaciones que presentaron los productores y se presentó la necesidad de generar una articulación pública y privada para lograr la implementación y ejecución del trasvase".

Además, siempre de acuerdo a lo que publicó Los Andes, el subgerente de ACOVI detalló una de las propuestas presentadas al intendente: “mientras se desarrollen los estudios necesarios para la implementación del trasvase, se puede constituir un fideicomiso para que las cuotas restantes que falten depositar del Gobierno Nacional, vayan ahí y una vez finalizados los estudios ese dinero esté disponible para la posterior realización de la obra”.-

EL DIARIO.   22-05-22

LA PAMPA REGLAMENTÓ LA LEY AMBIENTAL PROVINCIAL

El día 1 de abril de 2022 se publicó en el Boletín Oficial el Decreto N°674/22 que reglamenta los instrumentos de política y gestión ambiental contemplados en la Ley Ambiental Provincial.
Leer más...
La ley contempla: Ordenamiento Territorial Ambiental. Evaluación de Impacto Ambiental. Evaluación Ambiental Estratégica. Plan de Gestión Ambiental. Auditorías Ambientales. Educación Ambiental. Seguro Ambiental, entre otros.

Su elaboración estuvo a cargo de una comisión redactora en la que participaron representantes de diversos organismos con injerencia en temáticas ambientales a los efectos de garantizar la continuidad del proceso participativo mediante el cual se gestó la Ley Ambiental Provincial N° 3195.

En el año 2016 se conformó una comisión redactora del borrador del proyecto de esta ley que fue puesto a consideración en una jornada abierta y participativa en la que se constituyeron distintas mesas de trabajo. En La Pampa, este mecanismo fue novedoso en materia de normativa ambiental y permitió contemplar los valiosos aportes de distintos representantes de la comunidad.

La puesta en vigencia de este Decreto plantea nuevos desafíos y permitirá transitar hacia un paradigma que coadyuva a que la regulación, los planes, programas y políticas avancen hacia una mirada ecocéntrica integral y sistémica que tiene en cuenta los intereses colectivos y sociales y que permite mantener el funcionamiento del ambiente y su capacidad regenerativa y de resiliencia.

Contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

EL DIARIO.  08-04-22